Fototeca Ciudad de Zafra: Carmén Montaño “CARMELA” FOTO XX

 No podemos hablar de la Fototeca de la Ciudad de Zafra, sin las personas que han participado de ella, vecinos y vecinas de Zafra, gente que marcharon fueran y se llevaron sus fotos que hoy vuelven de nuevo con nosotros, pero también aquellos y aquellas profesionales que se ganaban la vida con la fotografía, con la noticia, hoy hablamos de una persona que se merece todo nuestro respeto, como profesional, como fotógrafa, como mujer en un mundo de hombres en esos años sesenta, ella quería ser cantante, soñaba tan vez con una gran boda, mujer valiente y atrevida, hablamos de Carmen Montaño Redondo, para nosotros, Carmela, la de la fotos XX de la Avenida,  mujer que sigue activa, que sigue cargando con su cámara de fotos como la última vez en la visita de sus SSMM los reyes de España la feria de Zafra, hace pocos años, ella quería hablar con el mismo Rey Felipe, para decirle que su madre, la Reina Sofia era una gran amiga de ella y  tenemos la fotos que lo acredita, dos manos que se cruzan, dos manos atrevidas de confesiones, la mano de toda una reina de España y la mano de nuestra Carmela. A Carmela le debemos el mayor archivo fotográfico que tenemos en la Fototeca de la Ciudad de Zafra, cerca de cien mil negativos, más de quince fotos en papel, más de siete horas de grabación, sin ella, imposible de poner en píe la primera feria del Campo Extremeño de 1966, sin ella no tenemos la grabación de la Inauguración de nuestro hoy, Parador de Turismo de Zafra, sin ella no tenemos las miles de instantáneas de fotos de la llegada de entonces príncipe Juan Carlos a Zafra en 1973 y posteriores visitas de reyes, ministros, gobernadores…, sin ella no podemos entender la mantilla en la reinas de Zafra, de sus manos salían las mantillas, las flores, la puesta a punto de ese gran día de coronación de las reinas de Zafra, sin ella no hubiéramos tenido la visita de toda una mujer de un presidente de los EEUU, la hermana del rey Juan Carlos inaugurando el centro de Aprosuba hace ya cincuenta años, su cámara era la que recogía todo los actos oficiales que se realizaban en  Zafra, Carmela era una mujer incasable que se ponía sus botas, sus cámaras que pesaban lo suyo, sus baterías, sus focos y a recorrer la feria, a recorrer todos los actos, siempre bien acompañada, ella habla mucho de sus ganaderos, que se portaban con ella estupendamente y guardan de ella gratos recuerdos que se acompañan de fotos entre risas y copas, Carmela amiga de las mayores familias que visitaban Zafra, gente de revista, toreros, artistas, deportistas, reyes y príncipes, de todos ellos guarda las mejores fotos.

Carmela fue autodidacta, aunque aprendió de su compañero, amigo, confesor, Pedro Soto, socios de Fotos XX, ella en su laboratorio, pero también en la calle, con su moto Vespa con su R-8, tenían que estar las fotos en Badajoz o en Madrid para salir al día siguiente, siempre cuenta que no le daba tiempo ni a comer, ni a descansar cuando llegaba la feria de San Miguel, todo tenía que salir bien y llegar las noticias y las fotos a la redacción, creaba nubes artificiales con filtros paisajes maravillosos con trucos de cámara, limpiar cada mancha de los negativos, guardar los negativos entre telas y gracias a ello, hoy después de cincuenta años conservamos el mejor legado de Carmela Montaño como si hubiera sido de ayer, negativos de 6 x 6 cm en un estado impecable de conservación, con todos los detalles e información que trasmiten sus fotos, ¿Quién no tiene una foto de Carmela en su casa?, de esa plaza grande con sus melones o la chica, de esa Albuera en el parque de Zafra, de ese Cristo del Rosario donde le hablaba a solas para que posara de la mejor manera para salir majestuoso , nadie tiene las mejores fotos del Cristo del Rosario como tiene Carmela, nítidas, exactas, vivas…., nadie tiene el mejor legado de fotos de Semana Santa, algunas veces ella detrás con su mantilla, otras con su cámara…

Mucho le debemos a Carmela, muchas deudas tenemos con ella, es la historia de Zafra, como una gran escritora de imágenes para contar muchos libros, Carmela se merece no solo una calle, se merece una plaza, mucho a servido a Zafra, algunas veces desde la gratitud de darlo todo, sin cobrar, otras veces cobrando como profesional, pero le debemos la historia de Zafra, muchos nos hemos aprovechado de su generosidad colocando y publicando fotos sin decir que la foto de es de ella, como si las fotos hubieran salido de la nada, cada foto tenía un nombre, una historia de Zafra que estaba detrás, bien ella, bien Pedro Soto.

Su casa es un museo de Zafra, casa sencilla, humilde pero llena de recuerdos, de placas de agradecimientos, de notas de prensa, de medallas a toda su labor, su casa es su morada, su oficina, su vida junto a sus recuerdos que una y otra vez cuenta como si no hubiera ocurrido el día anterior, repite una y mil  veces las gracias a su pueblo, pero también sus lagrimas cuando se ve sola, que no tenga ese reconocimiento que ella añora y con mucha razón, Zafra le debe una parte de la historia, ella se merece un reconocimiento más allá de una placa, se merece un rincón de Zafra lleno de flores.

Gracias Carmen Montaño, gracias Carmen por ser imagen de Zafra, embajadora de la ciudad.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .